Aborto. Población. Dinero.

El aborto puede ser rechazado por razones morales principalmente, pero también científicas y, por su puesto, económicas.
Isabel Estapé publica el siguiente artículo en ABC:
“No rotundo al ocaso de una civilización
En el hace referencia a una serie motivos jurídicos, microeconómicos y macroeconómicos.
En nuestros países occidentales hace años que vemos pirámides poblacionales similares a esta:
La base que sostiene a los de arriba es cada vez más estrecha (aunque se ha ampliado algo por la inmigración).
Esta situación demográfica unida a la crisis económica, al paro y al alargamiento de la esperanza de vida son toda una bomba de relojería en la línea de flotación del estado de bienestar.
Yo no aspiro a jubilarme y cobrar una pensión. Tan solo espero que la salud me permita seguir trabajando y ganando un sueldo hasta pocos días antes de morir. Y no voy a llorar por eso. Peor lo tienen las jóvenes generaciones a las que se engaña diciéndoles que se formen y se preparen para ocupar puestos de trabajo que no existen (un 40% de paro juvenil en España). En cambio les damos un botellón, un preservativo y una ley que les permita librarse de las “consecuencias” de los actos cometidos en estado de mayor o menor embriaguez.
Por lo que lloraré es por los millones de seres humanos que podrían haber traído a este mundo, no sólo la mano de obra que hará falta para mantener el estado de bienestar (u otro que decidamos hacer), sino que podrían aportar soluciones a los muchos problemas de todo tipo que hay y que habrá en el mundo. Y sobre todo, nos habrían dado la alegría que los niños ponen en las vidas de sus padres (aunque les cueste un montón sacarlos adelante, siempre compensa el amor que ponemos en ellos).
Hace un par de años decía que nos faltaban 100000 niños. Desde la legalización del aborto en España pueden haber sido masacrados  más 1000000. A veces los actos tienen consecuencias no inmediatas. Quien a aborto mata, a eutanasia muere.
Las civilizaciones y los imperios pasan, mueren y nacen otras. Lo que no podemos consentir es que varias generaciones estén siendo condenadas por haber matado a seres indefensos a manos de quienes deberían haberles protegido.

Viene al pelo de la situación este vídeo que encontré en capellaniaaldeafuente:

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: